martes, 4 de julio de 2017

Al amor lo erosiona la falta de roce.


-  Mira allí ¿distingues las rocas?

- Claro que sí, la más pequeña multiplicaría por tres lo que ocupamos ambos juntos.

- Ahora fíjate un poco más lejos, ¿ves el macizo?

- ¿Cómo no hacerlo? Es casi sinónimo de este paisaje.

- ¿Y si intentas ir más allá? ¿Puedes sentirlo formar parte de una cordillera mayor?

- Puedo, pero… ¿a dónde quieres llegar?

- Solo respóndeme, te haré únicamente una pregunta más… ¿crees que, por estar rodeados de ellas, seguimos viviendo en la edad de piedra?

- Por supuesto que no, eso quedó en el pasado ¿estás loca? 

- ¿Lo estás tú cuando te refieres a ti y a mí como a nosotros, sólo porque estemos en este momento aquí, viéndonos el uno al otro?

lunes, 3 de julio de 2017

Guardar rencor a quien ya te ha olvidado es como devolverle el golpe a un objeto con el que tropiezas: tú sufres dos veces el daño y él ninguna.


Hoy he vuelto a necesitarte, no en la manera en la que tu pensabas que lo hacía, sino en la única forma en la que tomó sentido el no olvidarte.


Hoy volvió esa necesidad insaciable de llenar la cabeza contigo, para evitar pensar… en cosas importantes.